Aunque tradicionalmente las grasas han sido el enemigo de cualquier dieta, su ingesta es imprescindible si queremos evitar problemas en nuestra salud (desde alteraciones en la piel hasta otros más graves como el Trastorno de déficit de atención, la depresión, la fatiga o problemas de memoria). Y es que más del 70% del cuerpo es agua, pero el cerebro no. En el cerebro el 60% es grasa.

¿Las grasas engordan? La respuesta es sí, pero no. Las grasas sacian, por lo que al final se acaba comiendo menos y picando menos entre horas. Pero esto no significa que puedas hincharte a comida rápida o cupcakes, siempre hay que tener en cuenta el resto de ingredientes y no es buena idea abusar de azúcares refinados, alimentos procesados, edulcorantes, conservantes, aceites recalentados una y otra vez… así no.

Estos son algunos de los alimentos ricos en grasas “buenas” que no deben faltar en tu dieta:

 

Aguacates

Su contenido en grasas monoinsaturadas es muy alto, también contiene mucha fibra y luteína, un antioxidante que protegerá tu visión.

Semillas

De chía, girasol, lino, cáñamo, calabaza… Una excelente fuente de omega 3 de origen vegetal.

Comprar aceite de lino en margarittas.com

Aceite de lino

Se trata de una excelente fuente de micronutrientes, fibra, antioxidantes, y grasas saludables, tal como el ALA o Ácido Alfa Linolénico. También contiene lignanos, una clase de fitoestrógenos, con importantes propiedades antioxidantes, capaces de neutralizar la acción oxidativa dañina producida por los radicales libres en cada tejido celular de nuestro organismo. Su calidad depende directamente de la calidad de la materia prima empleada como con los procesos de prensado empleados para su extracción, siendo el de más calidad cuando es obtenido en frío.

Olivas

Tanto directamente, como su aceite en su versión AOVE (Aceite de Oliva Virgen Extra). Ricas en grasas monoinsaturadas.

Frutos secos

Almendras, nueces, pistachos. Directamente o en forma de crema. Son alimentos muy energéticos y nutritivos. Se recomienda tomar un puñado varias veces por semana.

Comprar mantequilla clarificada “Ghee” en margarittas.com

Mantequilla clarificada o Ghee

El ghee, también llamado “elixir dorado” por los ayurvedas, es un tipo de mantequilla clarificada que ha formado parte de la gastronomía tradicional india desde hace miles de años. Contiene entre el 2 y el 3% de aceite linoleico, elemento al que se le atribuyen propiedades anticancerígenas. Posee un 27% de aceites monoinsaturados, que están asociados a la prevención del cáncer y de enfermedades cardíacas. Forma parte de su fórmula un considerable número de antioxidantes (barredores de radicales libres), así como las vitaminas A, D, E y K. Además, su consumo no aumenta el colesterol. El ghee puede formar parte de la dieta cotidiana siempre que se haga un uso moderado y que se compre de buena calidad, o que se elabore en casa con mantequilla ecológica proveniente de vacas de pastoreo.

Pescado azul

Especialmente el salmón y las sardinas. Gran fuente de omega3. Siempre es muy importante elegir pescado salvaje, pues el criado en piscifactoría suele ser alimentado con piensos ricos en omega6 (mala idea teniendo en cuenta que la proporción entre omega 3 y 6 debe ser 1:1 y en las dietas actuales llegamos a encontrar proporciones de 1:20, es decir, deberíamos tomar siempre la misma cantidad de omega 3 que 6 para el correcto funcionamiento de nuestro organismo, pero a veces llegamos a ingerir hasta 20 veces más de omega 6 causando una gran inflamación).

Huevos

De nuevo es muy importante consumir huevos ecológicos para asegurarnos su aporte de Omega 3. Además, son una buena fuente de colina (una vitamina del grupo B). ¿Qué ocurre con el colesterol? Las últimas investigaciones coinciden en que el colesterol de los huevos no eleva el colesterol en sangre de las personas que los toman.


No comments so far.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Website Field Is Optional.

COMMENTCOMMENT
Your NameYour Name
EmailEmail
WEBSITEWEBSITE